sábado, 31 de mayo de 2014

LA DELANTERA DE CRISTAL

Durante las temporadas 1950/1951 y 1951/1952, el Atlético de Madrid lució “la delantera de cristal” compuesta por Juncosa, Ben Barek, Pérez Paya, Carlsson y Escudero. Recibió ese nombre porque las lesiones de Juncosa, Carlsson y Ben Barek impidieron verles juntos en más ocasiones.
 
 
 Los componentes de esta magnífica delantera rojiblanca fueron:
 
JUNCOSA: Extremo derecho. Formó parte también de “la delantera de seda” en el mismo puesto. Llegó procedente del Español en 1944 como ariete, pero triunfó en la banda tanto derecha como izquierda. Jugador de gran técnica, regate y buen olfato goleador. Internacional con España en el Mundial de Brasil’50. 

BEN BAREK: Interior derecho. Fichó procedente del Stade de Francais en 1948. Futbolista ambidiestro con un guante en ambas piernas. Maravilló por su habilidad con el balón en los pies, su excelente técnica individual y su potente disparo. Conocido como “La Perla Negra” dejó profunda huella en los aficionados españoles. 



PEREZ PAYÁ: Delantero centro. Firmó como jugador amateur en 1950 procedente de la Real Sociedad. Se convirtió en una de las revelaciones del campeonato. Brilló en el Atlético por su capacidad goleadora, su remate y su importancia en el juego ofensivo rojiblanco. En 1953, fichó como profesional por el Real Madrid. Luego, alcanzó la presidencia de la Real Federación Española de Fútbol. 

CARLSSON: Interior izquierdo. El Atlético lo contrató del Stade de Francais en 1949. Jugador de excelsa calidad técnica, inteligencia y visión de juego. Destacó por su ratonería y elegancia sobre el césped. Internacional sueco y campeón olímpico en Londres’48. 

ESCUDERO: Extremo izquierdo. Formó parte de “la delantera de seda” también como número once. Máximo goleador del club colchonero en partidos de Liga con 150 tantos. Sobresalió por su regate, su potente tiro, sus pases medidos y su pundonor. Acabó su carrera en el Atlético como delantero centro. Internacional con España.



La afición del Atlético de Madrid gozó con “la delantera de cristal” durante dos temporadas. En la 1950/1951, el equipo rojiblanco marcó 87 tantos en la Liga. De ellos 71 (81%) fueron obra de los componentes de esta delantera: Escudero logró 20, Pérez Paya 14, Ben Barek 14, Juncosa 12 y Carlsson 11. En la 51/52, el cuadro de Helenio Herrera anotó 80 goles en la Liga con 63 (78%) tantos de “la delantera de cristal”: Juncosa marcó 16, Pérez Paya 14, Ben Barek 13, Escudero 12 y Carlsson 8. En total, de los 167 goles del At.Madrid en aquellas dos campañas ligueras, esta excepcional vanguardia anotó 134 tantos (80%).

Adrián Escudero rememora a “la delantera de cristal”:

“Recuerdo que se venció al Madrid por 3-6 en Chamartín con la célebre y sensacional “delantera de cristal” que formaban: Juncosa, Ben Barek, Pérez Paya, Carlsson y Escudero. Ben Barek era un artista, pero que se escondía en los partidos duros y con entradas. En ellos, sólo sacaba de banda porque decía que él había venido a España a jugar al fútbol, no a la guerra. Su calidad era indiscutible. Pérez Paya era muy alto y tenía un buen remate de cabeza. Carlsson era un ratón del área con gran técnica. Juncosa tenía gran calidad y regate. Yo jugaba de extremo clásico pasando y marcando muchos goles”. 

No hay comentarios: